Aun no conozco a una persona que se resista a los encantos del chocolate. Este alimento proviene de las semillas del cacao y son incontables las preparaciones que se pueden realizar con él. Lo podemos encontrar en muchas variedades como por ejemplo el chocolate amargo, con leche, blanco y hasta en polvo. A continuación, se explica cómo preparar paso a paso unos exquisitos bombones de chocolate caseros, rellenos de una mousse de chocolate blanco.

Relleno

Como relleno para los bombones vamos a utilizar una mousse de chocolate blanco, este chocolate se diferencia del oscuro porque no contiene sólidos de cacao sino sólidos de leche. Este postre es original de Francia, se puede preparar de diferentes sabores. Consiste en crear una crema que tenga una textura esponjosa y agradable al paladar. Se puede comer por si sola, pero es muy popular a la hora de rellenar tartas, bombones, etc.

Ingredientes:

1.      250ml de crema de leche.

2.      200g de azúcar.

3.      5 claras de huevo.

4.      300g de chocolate blanco.

Preparación:

1.      Derretir el chocolate blanco en baño maría.

2.      Añadir 150ml de crema de leche al chocolate derretido moverlo hasta obtener una mezcla homogénea. Dejar refrescar.

3.      Con una batidora eléctrica batir las claras de huevo e ir incorporando poco a poco el azúcar. Se debe obtener un merengue bien consistente, para saber el punto exacto, se levanta un poco con la cuchara y si no se cae es que está listo.

4.      Batir con la batidora eléctrica la crema de leche restante. El objetivo es que esta crema doble su volumen.

5.      Mezclar el merengue y la crema de leche batida con el chocolate blanco.

6.      Dejar enfriar como mínimo por dos horas.

Bombones

Los bombones son bien deliciosos, podemos prepararlos en casa de una manera muy sencilla. En este caso se van a utilizar dos barras de 100g de chocolate con leche y un molde para crear los bombones.

Preparación:

1.      Derretir el chocolate en baño maría. Es importante hacerlo de esta manera para evitar que el sabor del chocolate cambie.

2.      Dejar refrescar hasta que tome la temperatura ambiente.

3.      Llenar el molde con el chocolate derretido, quitar el exceso dejando solo chocolate en los huecos del molde.

4.      Dar pequeños golpes al molde para que salga todo el aire. Vaciar el contenido del molde en un bol, se debe tratar de que las paredes del molde tengan el grosor adecuado.

5.      Enfriar por treinta minutos.

6.      Rellenar los bombones con la mousse de chocolate blanco previamente preparada. Se debe dejar un espacio para después sellar los bombones. Otra vez es importante dar pequeños golpes al molde para que salga todo el aire.

7.      Enfriar por diez minutos.

8.      Cubrir lo que falta en cada hueco del molde con el chocolate restante, de esta manera se sellan los bombones. Pasar una espátula para eliminar el exceso.

Enfriar por treinta minutos y listo para comer.